El sitio del bebe, el niño y su familia

Control de esfínteres ¿cuando comenzar?“Una profunda transformación”

Como cada niño madura a un ritmo diferente, no podemos hablar de una edad exacta para quitar el pañal a los bebés, pero la mayoría están listos alrededor de los 2 años.

En muchas ocasiones, amigos y familiares te presionan porque “ya es hora de que el niño aprenda a ir al baño”.
Aunque puede sonar gracioso, quien toma la decisión es, finalmente el niño.

¿A qué edad inicia el control de esfínteres?

La edad de inicio en el control de esfínteres también puede variar de acuerdo al grado de estimulación y convencimiento que las madres ejercen sobre el pequeño para lograrlo, el medio ambiente que le rodea y los presiones a su alrededor.

Hay algunas reglas fundamentales:

  • Durante el día el niño debe orinar en forma esporádica y no continua, esto se sabe cuando orina a intervalos de tiempo regulares superiores a una hora, como por ejemplo después de las comidas y una o dos veces entre las comidas.
  • El niño debe ser capaz de dar alguna señal que indique su deseo de eliminar (una señal o gesto).
  • Tener algunas nociones básicas del esquema corporal tales como arriba, abajo, adelante, atrás, para poder seguir instrucciones.
  • Ser capaz de imitar o de seguir instrucciones simples como subirse y bajarse el pantalón.
  • El niño debe aprender primero a sentarse en el inodoro antes de poder liberar sus intestinos allí.
  • El niño debe conocer la diferencia entre estar mojado y seco, antes de aprender a no hacerse pis encima.
  • El niño debe ser capaz de amanecer con varios pañales secos antes de que usted pueda esperar que no se moje en la cama.

Ante todo como deben evitarse el castigo físico y los retos verbales, los cuales solo generan ansiedad y temor en el niño, en relación con la conducta de eliminación, así como también genera sentimientos de inseguridad; con gritos y regaños no se arregla nada.

Se debe estimular al niño cuando haga lo que se espera, reforzándolo a través de elogios, sonrisas, aplausos, etc.

Hay tres etapas por las que irá atravesando el niño que son cruciales

  • Dice caca o pis cuando ya se hizo
  • Lo dice cuando se está haciendo
  • Avisa que se está por hacer.

Cada etapa es evolutiva y toma un tiempo variable

Generalmente es mejor comenzar con el control de orina, teniendo paciencia y nunca castigarlos por no lograr la continencia.

En la primera etapa, cuando diga que se hizo, cámbienlo y felicítenlo por avisar, luego muéstrenle que tiran el pañal sucio y salúdenlo alegremente para que no piense que es algo malo o feo (a veces es útil decir “chau caca o pis” aunque se sienta algo raro). En esta etapa déjenlo jugar con barro, plastilina o masas, y usen recipientes para ir pasando agua de uno a otro; estos juegos refuerzan la idea de continencia.

En la segunda etapa no vayan corriendo al baño y lo desvistan intempestivamente, por el contrario déjenlo solo y tranquilo, denle confianza y luego cámbienlo como lo hicieron en la primera etapa. Con el tiempo vayan pidiéndole que les avise antes, y muéstrenle el inodoro adaptado para su comodidad.

Cuando avise que está por hacer, vayan rápidamente al baño y siéntenlo para que haga, luego, como antes, despidan alegremente la caca o el pis. No lo reten si algún día vuelve a la etapa anterior.

Recuerden nunca sentarlo en la pelela en el living mientras ve tele durante horas, porque eso no es lo que debe hacer cuando tenga ganas de hacer pis o caca, y tenga en cuenta que el control de esfínteres nocturno es mas tardío.

El control de esfínteres es una situación que en ocasione despierta mucha angustia en los padres y llega a originar situaciones de tensión con los hijos; incluso se presta a competencia entre otros niños de la misma a edad, calificando de esta forma el grado de desarrollo psicomotor, obediencia, estimulación, etcétera, siendo frecuente que secundario a esto se den actitudes de maltrato a los niños.

Causas de retardo en el control de esfínteres

  • Demora en el desarrollo neurológico, de ahí la importancia de saber escoger el momento apropiado para iniciar el tratamiento o la enseñanza.
  • Explicar en una forma los estados de tensión y angustia.
  • Exceso de castigo en la enseñanza del control de esfínteres.
  • Puede presentarse por infecciones, presión muscular, o inhibición de los reflejos, por eso es preferible crear un ambiente agradable para el desarrollo de estos hábitos.

Bebés en la Web

Bebés en la Web es un sitio de Internet comprometido con la divulgación de información para los nuevos padres. Los temas que en él se tratan y que intentamos ampliar en forma permanente, tienen por finalidad el bienestar de los hijos desde su misma concepción, poniendo en manos de los padres, los recursos de conocimiento que muchas veces es dificultoso que encuentren compilados en forma amplia y amena en otros medios.

Notas de Bebés en la Web (ver todo)

Notas relacionadas:

0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Secciones
Suscribimos al código de ética sobre sitios de salud. Ver más detalles