El sitio del bebe, el niño y su familia

Todo el embarazo

La mujer como futura mamá debe de tener algunos cuidados durante y después del embarazo, para ello debes de seguir todos los consejos de tu médico y realizarte todos los análisis que sean necesarios.

Actividad física en el pospartoLa gimnasia posparto es una actividad que puede iniciarse una vez dada el alta por parte del médico obstetra.

Teniendo en cuenta las enormes transformaciones que la mujer tuvo durante su embarazo, sumada a las exigencias del parto yo cesárea más la demanda del recién nacido, la actividad física a realizar, deberá ser moderada y progresiva.

En estos encuentros, las recientes mamás no solo tendrán la posibilidad de volver a poner su cuerpo en movimiento sino que también podrán compartir un espacio de charla con otras mamás sobre diferentes inquietudes relacionadas con la crianza.

A diferencia de asistir a algún otro lugar donde se realice actividad física, en estos lugares dedicados exclusivamente a maternidad, tendrán la posibilidad de formar parte de un grupo de pertenencia donde al ser exclusivo de recientes mamás se sentirán motivadas por las mismas inquietudes. Además podrás asistir con tu bebé evitando de esta manera, dejarlo prematuramente cuando aún no te sientes segura de dejarlo.

El objetivo de estas clases es realizar ejercicios para lograr la pérdida de peso, recuperar los músculos del suelo de la pelvis (perineales), fortalecer abdominales, relajar zonas sobrecargadas durante el embarazo, eliminar tensiones propias de las malas posturas al sostener al bebé, amamantarlo, cambiarlo, elevar la masa muscular y recuperarse para un próximo embarazo, entre otras cosas, partiendo así de un peso ideal.

Se pondrá también especial interés en técnicas de relajación y respiración teniendo en cuenta que en el posparto la mujer suele sentirse estresada por lo que es importante regular el sistema neurológico para que así se re equilibre el sistema hormonal facilitando así la lactancia en el posparto.

Asesoró: Prof. Claudia Murno
Coordinadora de Grupos de Pre y Post Parto
Especialista en Maternidad
Teléfono: 4502-8761

 

0

Hinchazón en los pies durante el embarazoMuchas mujeres experimentan inflamación en los pies durante el embarazo.

Dependiendo de la causa, esto puede ser una simple aunque un tanto incómoda condición que desaparecerá por su cuenta, o él mismo puede ser indicativo de una enfermedad subyacente grave que requiere atención médica inmediata.

La hinchazón de los pies y tobillos es una condición que puede ser experimentada por cualquier persona, pero es ocurrente durante el embarazo.

La hinchazón durante el embarazo a menudo ocurre debido a un edema, una condición que resulta de la acumulación de líquido en el sistema femenino.

Las mujeres embarazadas requieren producir sangre adicional para ayudar a cuidar a su bebé en crecimiento. Pero además de eso, su útero crece y se expande en tamaño, lo que aumenta la presión en sus venas.

Esto frena un poco la circulación y como resultado, la sangre se acumula en ciertas áreas y el agua se acumula en los tejidos del pie.

Esta agua puede demorarse a veces para ser eliminada por el sistema y mientras se desecha, produce los edemas.

En casos de hinchazón severa puede presentarse también hinchazón facial y en las manos, lo que en la mayoría de los casos, es síntoma de preeclampsia, que es una condición muy seria que puede reducir el flujo sanguíneo de la placenta y por lo tanto puede ser peligroso tanto para bebés y madres.

La hinchazón ocasional en los pies durante el embarazo no es señal de preocupación ya que es una condición transitoria que aparece y desaparece a lo largo del embarazo.

Existen remedios caseros para la hinchazón que se pueden utilizar sin afectar la salud del bebé; mientras esté descansando mantenga los pies en alto para ayudar a drenar el líquido de ellos.

Estar embarazada no es excusa para no comer bien o no hacer ejercicio. Evite los alimentos salados.

Coma más proteínas vegetales; sea más activa, el ejercicio ayuda a que la sangre fluya con mayor libertad. Su bebé lo agradecerá también.

Tome abundante agua, la deshidratación puede conducir a un enema. Por último, usted debe visitar el médico si la hinchazón y la inflamación persisten o se vuelven dolorosas.

Como se ha mencionado, podría ser indicativo de un problema más grave.

Fuente: www.articulo.org/articulo/36013/hinchazon_en_los_pies_durante_el_embarazo.html

0

La anemia durante el embarazoNos ocuparemos de una afección muy frecuente durante el embarazo: la anemia por deficiencia de hierro.

Este es un tema de control obligado ya que no tratar este problema puede ocasionar problemas de salud muy graves tanto en el bebé como en la madre.

Aquí encontrarán una breve guía con la información más relevante al respecto.

La anemia es una afección causada por la baja cantidad de glóbulos rojos de la sangre o por su baja cantidad hemoglobina (una proteína presente en los glóbulos rojos), cuya función es transportar el oxígeno a diferentes tejidos y órganos del cuerpo.

Para que el organismo pueda producir la cantidad necesaria tanto los glóbulos rojos como de hemoglobina, el cuerpo requiere de ciertas vitaminas y de hierro.

Cuando estamos embarazadas, aumenta el volumen de sangre ya que nuestro bebé obtendrá de ella los nutrientes necesarios para su crecimiento.

Entre ellas, consumirá enormes cantidades de hierro, pudiendo ocasionar que no tengamos suficiente cantidad para que nuestro organismo produzca glóbulos rojos y hemoglobina en forma adecuada.

El problema de la anemia por deficiencia de hierro es usual entre las embarazadas, especialmente si se dan durante la gestación otras situaciones como: vómitos frecuentes, embarazos anteriores recientemente, o una alimentación baja en hierro.

Los síntomas de la anemia son variados, y no necesariamente se dan en forma combinada: cansancio fácil, debilidad, dolor de cabeza, agitación, fatiga, mareos, dificultad para respirar, frecuencia cardíaca aumentada, baja concentración, falta de memoria y calambres en las pantorrillas.

Muchos de los síntomas de la anemia por deficiencia de hierro se asemejan a los síntomas del embarazo, por ello es fundamental realizar las pruebas de diagnóstico necesarias para la detección de esta enfermedad.

Dentro de los controles del embarazo, deberás realizarte diferentes análisis de sangre y con ellos tu médico podrá chequear cuál es el estado de tus glóbulos rojos.

Fuente: www.articulo.org/articulo/31541/cuidado_con_la_anemia_durante_el_embarazo.html

0

Las ecografías 3D y 4DLa tecnología al servicio de la maternidad, las ecografías han supuesto una gran revolución en los controles prenatales. Antes de ella era impensable ver al bebé dentro del útero materno.

La ecografía 2D (bidimensional) es la más extendida, pero en los últimos años hemos conocido también la ecografía 3D (tridimensional), que nos permite ver el aspecto de volumen del bebé, y la llamada ecografía 4D que añade el complemento de ver al bebé en movimiento en tiempo real.

A continuación explicaremos cuál es el mejor momento del embarazo para realizar la ecografía 4D y así poder disfrutar de las mejores imágenes del bebé por nacer.

Las ecografías 3D y 4D pueden realizarse en cualquier momento del embarazo aunque las mejores imágenes se obtienen entre las semanas 24 y 30 pues las condiciones son las más adecuadas.

La proporción de líquido amniótico y el tamaño intermedio del bebé permiten visualizarlo mejor.

Dependiendo de la etapa de gestación, la ecografía se puede realizar por vía transvaginal o por vía abdominal.

De cualquier modo, no es recomendable realizarla antes de las semana 12 de gestación pues el aspecto del feto distará mucho de su aspecto definitivo.

Hay quienes incluso se impresionan del aspecto de su bebé y no tiene sentido gastarse el dinero que vale la ecografía para llevarse una desilusión.

A partir de la semana 12 y hasta aproximadamente la 20 se puede ver al feto en su totalidad viendo tronco y extremidades al mismo tiempo, pero no se podrán ver tan en detalle las facciones de la carita.

En cambio, al realizarla hacia fines del segundo trimestre o principios del tercero (alrededor del 6to o 7mo mes) no lo veremos completo, sino en partes pero obtendremos imágenes más reales del bebé pues sus rasgos estarán ya más definidos y podremos verlo, por ejemplo, haciendo muecas, chupándose el dedo o sacando la lengua.

A medida que avanza el tercer trimestre el bebé ya tiene un aspecto muy similar al que tendrá cuando nazca, pero después de la semana 32 su tamaño, la posición y una menor proporción de líquido amniótico puede dificultar que podamos ver al bebé de forma nítida o que no podamos verle bien la carita.

Por eso lo ideal si decides hacerte una ecografía 4D es que te lo plantees con antelación como para pedir cita en el momento en que las condiciones son más idóneas para ver y disfrutar completamente de la primeras imágenes de tu bebé.

Fuente: www.articulo.org/articulo/25480/las_ecografias_3d_y_4d.html

0

Beneficios de caminar durante el embarazoPrimero que todo hay que saber que todas las actividades fisicas deben consultarse primero con el medico que esta a cargo del embarazo, el medico hará las correspondientes recomendaciones para los ejercicios de la madre en la etapa biológica. La mujer embarazada y el bebé en gestación, saldrán altamente beneficiados.

“Probablemente el mejor ejercicio para una mujer embarazada es caminar, una excelente manera de tonificar los músculos, respirar aire fresco, mantener su cuerpo regular, y ayudarle a dormir bien por la noche, pero recuerde:. No se exija al punto del agotamiento como aocurre en el caso de las abdominales en el embarazo. Es mucho mejor tomar varios periodos cortos de agradables caminatas, paseos relajantes a lo largo del día en lugar de una larga y agotadora caminata. “. Fuente: Guide for Expectant Parents.

Caminar es una actividad que realizamos con frecuencia, no tiene un alto impacto que no resulta muy exigente si su ritmo es moderado, por eso, su realización proporciona grandes ventajas.

1. Ayuda a controlar el aumento de peso sin esforzar al organismo, debido a que es un ejercicio aeróbico pero de bajo impacto.

2. Activa la circulación sanguínea, lo cual previene los edemas y sus consecuencias, tales como la hinchazón de pies, hemorroides u otras.

3. Facilita el trabajo de parto debido al balanceo pélvico que se produce durante la caminata.

4. Al fortalecer los músculos de las piernas, este ejercicio en el embarazo permitirá llegar con fuerza al momento de dar a luz y evitar los calambres en dicho momento tan especial.

5. Favorece la recuperación posparto al proporcionar fuerza, tonicidad y mejorar la forma física en general.

6. Caminar al aire libre llena de vitalidad a las embarazadas, mejora la oxigenación de su organismo y el del bebé, y previene estados emocionales negativos como la depresión.

Los beneficios de caminar durante el embarazo son innumerables, pero nunca olvides seguir las indicaciones de tu médico, quién sabrá si ésta y otras actividades son oportunas en cada caso particular.

Además, hay algunos consejos respecto a la actividad física como el embarazo y los ejercicios abdominales, que conviene respetar para que el embarazo reciba correctamente todas las bondades del ejercicio.

Siempre que sigamos las recomendaciones de profesionales conocedores del tema, no debemos alarmarnos y disfrutar junto al bebé, de los efectos positivos que nos ofrece la caminata durante el embarazo.

Fuente: www.articulo.org/7333/miguelx2

0

Acerca de las contraccionesNormalmente hablamos de contracciones para referirnos a las contracciones de parto, pero hay varios tipos de contracciones, cuya función y características varían a lo largo del embarazo.

Pero antes de hablar de las contracciones en el embarazo, tenemos que conocer al órgano responsable de que éstas se produzcan: el útero. Es un músculo liso capaz de contraerse y ejercer la presión suficiente como para expulsar al bebé en el momento del parto. Tiene, como todos los tejidos formados por fibras musculares, una fase de contracción y otra de relajación.

Pero el útero no empieza a funcionar en el momento del parto, sino que se va ejercitando a lo largo de los nueve meses de embarazo. La función de las contracciones es facilitar la circulación de la sangre por la placenta y por el músculo uterino, y mantener en forma y con buena capacidad de actuación al útero para cuando llegue el parto. Hacia el final del embarazo, ayudan a borrar el cuello del útero y a que se ubique el bebé en el canal del parto.

A continuación conoceremos las características de las contracciones, los tipos de contracciones y en un post siguiente hablaremos de algo que preocupa a muchas embarazadas: cómo diferenciar las contracciones falsas de las contracciones de parto.

Contracciones A (o de Alvarez): se presentan en las etapas iniciales y hasta las 28 semanas. Son de muy baja intensidad (2-4 mmHg) y de escasa frecuencia. No son percibidas nunca por la embarazada.

Contracciones focales: Son contracciones de poca intensidad (menos de 10mmHg) localizadas en pequeñas aéreas del útero. Por lo general, se producen como reacción a un movimiento del bebé.

Contracciones generalizadas: comienzan en un área pero se extienden al resto del útero. Se pueden producir por movimientos del bebé o por esfuerzos o cambios de posición de la madre.

Contracciones de Braxton Kicks: tienen una intensidad de entre 10-15 mmHg. Se propagan en un área mas grande del útero, la tripa se endurece pero no hay dolor. Duran aproximadamente entre 30 y 60 segundos. Su frecuencia es baja (1/hora), pero aumentan a medida que se desarrolla el embarazo. Pueden aparecer desde la semana 13 pero lo normal es que empiecen a notarse hacia la segunda mitad del embarazo. Son contracciones irregulares, arrítmicas e indoloras.

Contracciones preparto: Son contracciones más intensas que las de Braxton Hicks pero no son las del trabajo de parto propiamente dichas. Pueden aparecer unos días antes del parto e indican que el momento está por llegar. Su función es la de madurar y ablandar el cuello del útero. Son más frecuentes y pueden causar alguna molestia Su intensidad es de 20 mmHg aunque pueden llegar a 30 mmHg cada 5-10 minutos pero no son rítmicas.

Contracciones de parto: son regulares, progresivas e intensas. Se producen cada períodos regulares con una frecuencia de 3 a 5 contracciones cada 10 minutos. Van aumentando su duración llegando a durar aproximadamente entre los 60 y 90 segundos. Y son dolorosas, su intensidad es superior a 30mmHg y en el expulsivo pueden alcanzar los 60 mmHg.

Conociendo mejor los diferentes tipos de contracciones que suceden en el embarazo será más fácil reconocerlas cuando se produzcan. En otro post hablaremos concretamente de cómo diferenciar las contracciones falsas de las verdaderas contracciones de parto.

Fuente: www.articulo.org/7083/dchiari

0

Sobre la Taurina durante el embarazo y la lactanciaEl embarazo es el resultado de la fusión de óvulo con el esperma masculino llamado espermatozoide, en un ciclo que llamamos en términos médicos como la fertilización, o más comúnmente conocido como “la concepción”. En el embarazo la mujer tiene diferentes instrucciones a seguir. Esto dependerá de su obstetra si puede tomar vitaminas o no. Hay algunas dudas de que si el aminoácido taurina es bueno para una mujer embarazada.

La taurina es una sustancia orgánica que lleva el nombre del toro Taurus. Es uno de los pocos ácidos sulfónicos. Es una sustancia cristalina incolora encuentra en los fluidos de los músculos y los pulmones de los animales humanos, así como. También se pueden encontrar en las células de la sangre y los músculos de cardio. Es un ingrediente principal de la bilis. Esta sustancia emite diferentes beneficios de salud.

Las percepciones sobre Taurina

Mucha gente se pregunta que es taurina. La taurina es un aminoácido. Se puede encontrar en la carne muy abundante. Se ha demostrado que ayuda a desintoxicar su cuerpo y actuar como un transmisor metabólico. También juega un papel muy importante en cómo funciona su cerebro. Algunos investigadores han descubierto que incluso puede ser beneficioso al utilizar un suplemento dietético que contenga taurina de alta calidad.

Al igual que algunos otros suplementos dietéticos, no hay un resultado claro en algunos estudios científicos si la taurina es segura o perjudicial para las mujeres embarazadas. Se supone que es seguro para las mujeres embarazadas, ya que se produce de forma natural por el cuerpo humano. Algunas mujeres embarazadas pueden beber bebidas energéticas y suplementos de taurina, donde está presente.

El hígado y la concentración de taurina en el músculo reduce la duración del período de gestación. En un punto dado del embarazo, no había conexión entre estas tres concentraciones en los tejidos y el peso al nacer. Una mujer embarazada puede pensar que esta sustancia puede ser más eficaz durante el embarazo, no hay pruebas concretas sobre los efectos secundarios de la taurina durante el embarazo.

Taurina durante la lactancia

Al igual que en el embarazo, el aminoácido contenido en taurina no tiene ninguna prueba de ser peligroso para la lactancia. De hecho, la taurina es un contenido importante de la leche en el pecho de una madre. Usted se dará cuenta que algunas fórmulas infantiles como la leche y los alimentos procesados contienen taurina en cantidades minimas. Es porque los bebés no tienen esa capacidad de hacer mucha más taurina por su propia cuenta, ya que aún no están completamente desarrollados.

Debido a los preparados para lactantes, donde la taurina está presente, muchas personas estaban convencidas de que no tomará efecto secundario sobre la lactancia materna. Por otro lado, porque la taurina es un suplemento dietético, el cuerpo de una madre no debería estar produciendo mucha leche. Debido a esto, el bebé no puede obtener suficientes nutrientes desde el vientre de la madre.

Los componentes de la actual taurina en los alimentos infantiles no puede ser un contenido similar en cuanto a la taurina producida por el propio cuerpo. A partir de ahora, teniendo taurina durante el período de lactancia no tiene beneficios probados o efectos secundarios, aunque hay un montón de taurina producidos por el cuerpo humano.

Independientemente de los estudios que se llevan a cabo por diferentes organizaciones, una mujer embarazada debe ser la primera en ser responsable de su embarazo y la lactancia. Dado que no existen evidencias concretas de ambos, lo mejor que pueden hacer es coordinar y seguir los consejos con su médico.

Fuente: La Taurina durante el Embarazo y la Lactancia

0

La importancia del sueño durante el embarazoRobarle horas al sueño para dedicárselas a las tareas pendientes ha dejado de ser una buena idea. Durante el embarazo, dormir es fundamental.

Un número adecuado de horas de sueño durante el periodo de gestación puede ayudar a mantener la presión arterial dentro de los niveles normales, asegura un estudio realizado por la Universidad de Washington en colaboración con varios centros médicos.

Según este informe, publicado por la revista Sleep, las mujeres que dormían menos de cinco horas diarias aumentaron sus probabilidades de desarrollar una preclampsia.

“La preclampsia es la complicación más grave que puede sufrir una mujer durante el embarazo”, afirma Juan José Vidal, jefe del servicio de ginecología del Hospital Ruber Internacional de Madrid. Esta patología consiste en “un aumento exagerado de la tensión arterial”.

La madre puede, incluso, sufrir hemorragias cerebrales como consecuencia de una enfermedad que, en ocasiones, se convierte en letal para el feto, explica el doctor Vidal.

Un incremento de la tensión arterial se vuelve grave cuando el número que indica la presión mínima pasa a ser de dos cifras y la medida de la tensión máxima alcanza los dieciséis. Cuando estos datos se mantienen en 14-9, “es una tensión a vigilar pero no produce demasiados daños”, señala el doctor Vidal. Es durante los tres últimos meses del embarazo cuando suelen aparecer estas complicaciones.

“En el primer y segundo trimestre el cuerpo tolera bien el embarazo pero es en el tercer trimestre cuando el organismo está agotado”, precisa el jefe de ginecología del Hospital Ruber Internacional.

No cuidarse bien acaba por pasar factura. Existen varias causas que pueden desembocar en este tipo de dolencia. El exceso de trabajo, una dieta inadecuada o no tomar el hierro necesario para tratar una anemia pueden derivar en una preclampsia en el último tercio del embarazo, explica el médico.

Para prevenir esta tendencia, nada mejor que el reposo. “Dormir es fundamental porque es el mejor reposo”, asegura Vidal. “Las mujeres necesitan dormir entre siete y nueve horas durante el embarazo, preferiblemente nueve horas.

Dormir menos de esta cantidad puede afectar a la salud”, declara al portal “Medlineplus” Michelle Williams, profesora de la Universidad de Washington y autora del estudio que vincula las horas de sueño y el riesgo de hipertensión.

Sin embargo, el sueño no es la única arma para combatir la preclampsia. En la guerra contra esta patología, también se puede recurrir a una alimentación equilibrada. El doctor Vidal recomienda consumir ensaladas, fruta, carne y pescado. Ahora bien, el pescado debe estar hervido o cocinado a la plancha.

La carne también debe prepararse a la plancha, pero “bastante hecha para combatir el problema de la toxoplasmosis” (una enfermedad producida por un parásito que se puede contraer al consumir carne poco hecha), recomienda el médico. El alcohol, el tabaco, el café y el té deben ser eliminados de la dieta durante el periodo de gestación.

Además, “hay que restringir la sal, pero no suprimirla porque la sal es necesaria”, indica Vidal. El estrés tampoco es un buen aliado cuando se trata de mantener la presión arterial dentro de los límites de lo razonable.

“Las mujeres cuidan a menudo de otras personas, pero las embarazadas necesitan tiempo para descansar, ya sea de noche o con siestas durante el día”, declara a Medlineplus Mary Rosser, obstetra del Centro Médico Montefiore de Nueva York.

Compatibilizar el día a día con la sobrecarga que supone el embarazo no es tarea fácil. Si la embarazada “consigue dormir, eso la relaja y la recupera para el día siguiente”, afirma Juan José Vidal.

Fuentewww.articulo.org/7083/dchiari

0
Secciones
Suscribimos al código de ética sobre sitios de salud. Ver más detalles